Levante y Castellón disputaron el último test antes del comienzo de LaLiga en el amistoso del mundo al revés, con los de Orriols de blanquinegro y los orelluts de verde granota. Coke Andújar firmó la tercera victoria de la preparación del próximo curso, concediendo tan sólo un empate frente al Valencia, conjunto con el que darán el pistoletazo de salida a la competición. Los castellonenses, por su parte, no han conocido la victoria este verano.

Con el amistoso de este sábado frente al Villarreal, Paco López plantó un once que podría ser más bien la versión C del equipo, con los jugadores menos habituales, los recién ascendidos al primer equipo y el canterano Ferni viviendo su alternativa con los mayores. Óscar Cano, por su parte, sí que optó por un once de campanillas, con cinco de sus nuevos fichajes, con Señé, Gus Ledes, Jordi Sánchez, Iago Indias y el exlevantinista Marc Mateu de inicio.

El partido comenzó con susto para los granotas, con Sergio Postigo echándose las manos al tobillo izquierdo tras chocar con Jordi Sánchez, que ejercía como única referencia y por momentos estaba muy sólo en ataque. Pablo Martínez aprovechó las ausencias para hacerse dueño del centro del campo de Buñol, que conoce a la perfección y donde sus actuaciones le llevaron al primer equipo, ganando incluso la partida a Pepelu en pretemporada, que saldrá en las próximas horas cedido a Portugal. Otro de los que ha dado el salto, Arturo Molina, demostró estar preparado para ser una alternativa si no acaba saliendo cedido.

Los granotas pronto materializaron su dominio en el primer gol. En una jugada a balón parado, Coke cazó el centro de Hernani dentro del área para adelantar a los locales. El defensa más goleador de la historia del club sigue con su idilio en área contraria. A los pocos minutos, el portugués, venido arriba tras su asistencia, se gustó con una vaselina que esta vez sí pudo detener Álvaro Campos. El Castellón, por su parte, ofreció poco en el primer tiempo. Reclamaron dos penaltis en área de Koke Vegas, y poco más. Tan sólo Jordi Sánchez, en fuera de juego, y al borde del descanso, llevó algo de peligro a la meta rival.

Sin embargo, los de Óscar Cano salieron con otro talante tras su paso por vestuarios. La auténtica revolución llegó de la mano de Juanto Ortuño, que estuvo en todas las salsas y cerca estuvo de empatar el choque en dos ocasiones. También Iagio Indias lo probó por alto, sin fortuna. El Castellón presionaba alto y trataba de hacerse notar, embarrando por momentos el encuentro. Otra imagen.

Con los cambios, el Levante volvió a ganar presencia sobre el verde. Entró Álex Blesa, en sus primeros minutos en pretemporada, pero sobre todo Melero, Sergio León y De Frutos. Nada más entrar, el extremo segoviano, una de las sensaciones de la pretemporada, dejó un caño para la galería, en una jugada en peligro de extinción, el desborde por banda. Su presencia dio frescura y profundidad. También Jorge Fernández en el lado castellonense, que en dos ocasiones

El Castellón no bajó el pistón y se tomó el encuentro como su última oportunidad para mostrar una buena imagen de cara a su regreso a la categoría de plata. Y, la verdad, es que poco más pudieron hacer para llevarse una alegría de Buñol. Hasta el 90, Ortuño estuvo picando piedra.


Source: AS Primera

Datos del contenido y su autor:
Coke cierra una pretemporada inmaculada del Levante
Coke cierra una pretemporada inmaculada del Levante