El Almería necesitaba una pareja de centrales a la altura de las expectativas de su proyecto y la ha encontrado en Maras y Cuenca, quienes se complementan a la perfección. El préstamo del madrileño ha sido de los movimientos más interesantes que ha realizado la entidad indálica en los últimos años. Tras abonar el Villarreal 2,5 millones de euros (más cuatro en variables) al Barcelona, el Almería consiguió la cesión de Cuenca, con contrato en el club amarillo hasta 2025, el único de los 18 cedidos en dos cursos con Al-Sheikh sin opción a compra. Visto su rendimiento, se entiende que la propiedad rojiblanca hiciese una excepción en su política de no formar a jugadores para que después se vayan hechos a sus clubs de origen.

En el caso de Maras, la UDA efectuó en el último mercado la opción de compra que tenía sobre él, abonando 1,3 kilos al Chaves para que pasase de cedido a propiedad. El serbio, con contrato hasta 2024, ha mejorado sus prestaciones junto a Cuenca, corrigiendo el central zurdo los debes que tiene su compañero. En la recta final del pasado ejercicio se notó a un Maras nervioso con el balón en los pies; en este curso, el balcánico no se limita a pases de seguridad, arriesgando atrás y creando también peligro en área rival junto al propio Cuenca, autor del gol del triunfo en el Estadio de Vallecas en el descuento.

En la parte negativa, sus compromisos internacionales junto a Serbia y la sub-21, lo que han hecho que ya se hayan perdido dos encuentros con el equipo almeriense por ello, a pesar de que Tumbakovic no le está dando minutos a Maras. Como recambio de garantías está Chumi, con dos años de contrato, mientras que Peybernes (también hasta 2022) es el cuarto central tras no aprovechar la oportunidad que pedía.

El pasado curso empezaron actuando Owona y Juan Ibiza -cedido en el Sabadell-, pero sus lesiones provocaron numerosos cambios en el eje de la zaga. Maras se hizo con un puesto, entrando después Martos y en enero Costas en el perfil zurdo del eje de la zaga, bajando en consecuencia las prestaciones de Maras. En la campaña 18-19 Owona y Saveljich formaron la pareja de centrales más fiables de la época reciente del Almería en Segunda, con Morcillo empeorando la labor de Joaquín un curso antes, tal como hiciese Trujillo en la 16-17. En la 15-16, Ximo con el irregular Morcillo. Los tiempos de Trujillos y Fran Vélez han quedado atrás.


Source: AS Segunda

Datos del contenido y su autor:
El Almería por fin tiene una pareja de centrales en condiciones
El Almería por fin tiene una pareja de centrales en condiciones