La temporada del Valencia Club de Fútbol está siendo cuanto menos extraña. Después de un mercado de fichajes en el que la puerta solo fue de salida en el conjunto che, las palabras de Gracia denunciando la situación caldearon más el ambiente y el vestuario se tensó con la situación de Kondogbia, los murciélagos sorprendieron a todos arrancando el curso con dos victorias en sus primeros cuatro partidos.

Los de Gracia sumaron el +3 ante dos entidades de renombre, uno su rival local, el Levante que llegaba dispuesto a vencer en Mestalla por primera vez y otro la Real Sociedad, líder de LaLiga y club al que nadie del campeonato español ha podido ganar salvo el Valencia.
Además, la goleada al Real Madrid por 4-1 dejó claro un año más que el Valencia siempre es un rival a temer por cualquier conjunto de LaLiga, por muchas crisis que esté atravesando tanto a nivel social como estructural.

El problema hoy por hoy es que los blanquinegros han ganado los tres partidos ‘señalados en el calendario’, pero contra el resto de rivales apenas han sumado e incluso no han competido. Rivales de menor entidad como el Huesca o el Elche pasaron por encima al equipo, que dio la sensación de “falta de actitud” en tales citas (en palabras de Gameiro y de Carlos Soler).

Ganar el Derbi, en Anoeta o al Real Madrid es bonito y reconfortante, pero con eso no basta. Mañana en Vitoria los de Gracia están obligados a ‘bajar al barro’ y ponerse el mono de trabajo para rascar los tres puntos ante el siempre complicado equipo de Pablo Machín, pero que quizá despierte menos motivación que un Real Madrid.

En cualquier caso, el vestuario che ha demostrado que desde la calamitosa primera mitad en Elche algo ha cambiado y quieren seguir dándole continuidad a esa buena mentalidad exhibida, independientemente del resultado. Con un calendario previo a Navidad en el que habrá partidos ante el Atlético de Madrid, el Barcelona y el Sevilla, bajar al barro y salir limpio del mismo es casi una obligación para convertir las buenas sensaciones en resultados.


Source: AS Primera

Datos del contenido y su autor:
El Valencia ‘matagigantes’ obligado a bajar al barro
El Valencia ‘matagigantes’ obligado a bajar al barro