Se acabaron las probaturas. No hay tiempo que perder, y tocar tirar con lo que haya. Hay quien hace de la necesidad virtud, y en esas anda estos días metido Edu Espiau. Ocurre que, a falta de cuatro días para el debut liguero de Las Palmas (Leganés, viernes a las 20.00 hora canaria), comparecerá, salvo lesión o imprevisto de última hora, como el único delantero disponible para Pepe Mel.

Tras haber hecho la pretemporada de 2018 con el primer equipo amarillo, entonces entrenado por Manolo Jiménez, el curso pasado contó con la venia de Pepe Mel hasta que tuvo que marcharse al Villarreal B buscando los minutos que no le garantizaban en Gran Canaria. Cifrada en 500.000 euros, la entidad levantina no ejecutó la opción de compra pese que Espiau había marcado nueve goles antes de que la COVID-19 obligara a cancelar la competición.

Ahora, el pibe de 25 años está ante su gran oportunidad de comenzar a hacerse fuerte en el primer equipo de Las Palmas. De momento, y pese a los siete fichajes (Ale Díez, Enzo Loiodice, Óscar Clemente, Tomás Cardona, ‘Pejiño’, Rober González y Sergio Ruiz), que han ejecutado Luis Helguera (director deportivo) y Tino Luis Cabrera (secretario técnico), no cuenta el equipo con otro delantero puro como Espiau, aunque Rober podría ejercer de manera ocasional tras lo visto estos días.

Por ahí anda Clau Mendes, quien ya tuviera minutos oficiales en la recta final de la temporada pasada, aunque Mel también lo haya probado en banda dadas sus excelentes condiciones físicas. La otra posibilidad para la punta del ataque pasa por Sergio Araujo, pero el ariete argentino, al igual que su compañero Javi Castellano, permanece aislado en su domicilio, cumpliendo estrictamente todos los protocolos sanitarios marcados por LaLiga y las distintas autoridades competentes, tras haber dado semanas atrás positivo en los habituales test que se hacen los equipos de LaLiga para detectar cualquier rastro de la COVID-19.

De momento, todo indica que Espiau, que acaba contrato el 30 de junio de 2021, comparecerá en Butarque como punta de lanza de Las Palmas. Ya no siguen Rubén Castro ni Narváez, y los problemas de salud de Araujo minimizan las opciones de Mel. Así también surgen las más grandes oportunidades.


Source: AS Segunda

Datos del contenido y su autor:
La gran oportunidad de Edu Espiau
La gran oportunidad de Edu Espiau