Manu García es el principal referente del Alavés. Nació en Vitoria, es socio desde niño y, aunque se desarrolló en la cantera de la Real Sociedad, su corazón ha sido siempre albiazul. Es el capitán del equipo y el nexo entre el entrenador y el resto de compañeros. Todos los técnicos se apoyan en él y ejerce de líder tanto dentro como fuera del terreno de juego.

El pasado verano protagonizó el culebrón estival con su renovación. Parecía que nunca se haría oficial pero tanto él como el club tenían muy claro que el futuro era en común. Firmó para dos temporadas con opción a una tercera. Este año tendrá que jugar un mínimo de 25 partidos (se computan si hay más de 45 minutos disputados en cada uno de ellos) para renovar automáticamente.

2021 es un año emblemático para la entidad vitoriana. Se cumplirán 100 años de existencia del Alavés y Manu García sueña con ser miembro de la plantilla en esa temporada. Tendrá que luchar a brazo partido para hacerse un hueco en el equipo de Asier Garitano y conseguir la cifra mágica de 25 encuentros para continuar en el club albiazul.

El centro del campo está ahora superpoblado: Pere Pons, Javi Muñoz, Jeando Fuchs, Tomás Pina o Mubarak Wakaso ocupan la misma demarcación que Manu García. Incluso Dani Torres, que no cuenta para el Alavés pero que tiene contrato en vigor ahora mismo. Lo normal es que alguno de ellos salga de la entidad en las próximas fechas. Fuchs podría terminar cedido en otro club y Wakaso vuelve a oir campanas tentadoras desde el Getafe. Esa circunstancia ya se dio en el pasado mercado invernal.


Source: AS Primera

Datos del contenido y su autor:
Manu García tiene que jugar 25 partidos de Liga para renovar un año más con el Alavés
Manu García tiene que jugar 25 partidos de Liga para renovar un año más con el Alavés