Sergio Bermejo está siendo clave en un Zaragoza que no termina de despegar. El atacante está dando la talla en su primera aventura en el fútbol de élite. El conjunto aragonés hizo una firme apuesta por él y su actual nivel avala con creces esta operación de futuro. Pese a su gran inicio de temporada, el equipo no termina de cuajar buenos resultados lo que ha provocado el cese de su entrenador la pasada noche.

Al igual que otros muchos jugadores, la historia de Bermejo desde su inicio es un cúmulo de circunstancias que merece la pena contar . No lo ha tenido fácil… Desde muy pequeño, Sergio ofrecía detalles de su calidad en la cantera del Atlético de Madrid, siendo el jugador más destacado en alguno de los torneos a los que acudía como rojiblanco; sin embargo, en los criterios de los técnicos de la cantera atlética predominaba el aspecto físico, lo que le llevó a tener que salir de la entidad colchonera y buscar fortuna en otros clubes.

Los inicios de su etapa juvenil en el Getafe no son sencillos, donde incluso se llegó a dudar de su calidad como jugador de proyección.En esos momentos difíciles contó con el apoyo de Iván Ruiz, actual entrenador y coordinador de la prestigiosa escuela china; Atlético Shenzhen y persona muy importante en la carrera de Bermejo: “Le vi en el Getafe en Liga Nacional donde era discutido por el anterior entrenador, pero sí avalado por Carlos Guerrero. Enseguida me enamoró por sus cualidades”. Iván siempre apostó por el joven jugador y lo demuestra el hecho de que siempre se lo llevó a los equipos a los que entrenó: “Le tuve en el Getafe, en el Móstoles donde realizamos una gran temporada y también le quise para mi aventura en Segunda B con el Navalcarnero. A nivel de resultados no funcionó, pero él marcaba la diferencia”.

Uno de los secretos de Bermejo radica en su gran adaptación a cualquier sistema: “Siempre me ha demostrado que interpreta el juego a la perfección. Para mí siempre ha sido una pieza clave jugando en varias posiciones, como punta, pivote, 8, doble pivote e incluso de carrilero. Tiene facilidad para jugar detrás de la presión del rival, el concepto del tercer hombre, intentar atraer con el jugador libre…”.

Su etapa en RC Celta no fue del todo exitosa, a pesar de que llegó a debutar con el primer equipo en el Benito Villamarín de la mano de Fran Escribá; la delicada situación deportiva del club la temporada pasada le impidió disponer de mas minutos y regularidad en la primera plantilla. Lo que le lleva a tener que buscar una salida este verano del club gallego.

De la mano de Lalo Arantegui, que apuesta por él, llega a uno de los clubes con más tradición y prestigio en el fútbol español como es el Real Zaragoza, donde está teniendo la regularidad y continuidad necesarias para mostrar su fútbol.


Source: AS Segunda

Datos del contenido y su autor:
Sergio Bermejo, una carrera de obstáculos hasta brillar en el Zaragoza
Sergio Bermejo, una carrera de obstáculos hasta brillar en el Zaragoza