Ni en verano pudieron juntar tantos días de vacaciones los jugadores del Getafe. Después de la odisea del viaje a Elche, José Bordalás ha decidido dar un respiro a sus futbolistas que no entrenarán durante esta semana hasta el sábado por la mañana. Los azulones se ejercitaron por última vez el pasado viernes y, a causa del temporal, no pudieron hacerlo más ates de enfrentarse al Elche. El resultado y el juego del equipo no denotaron falta de entrenamiento y ahora el técnico alicantino ha premiado a los suyos que, en cualquier caso no tenían fácil llegar a la Ciudad Deportiva desde sus domicilios.

El caso más curioso es el de Take Kubo, que debutó el lunes sin haber completado una sola sesión con sus nuevos compañeros y va a tardar una semana en hacerlo. El japonés tuvo grandes minutos en el Martínez Valero participando en los dos goles que completaron la remontada.

Pendientes de Cucho

La mejor noticia de cara al partido que el Getafe debe jugar ante el Huesca el miércoles próximo es la recuperación de Cucho Hernández. El colombiano ya ha cumplido los tres partidos de sanción que le impusieron y puede reaparecer, aunque acaba de salir de una lesión muscular. Enes Ünal seguirá siendo baja en este y los próximos partidos.


Source: AS Primera

Datos del contenido y su autor:
Una semana de vacaciones tras la aventura de Elche
Una semana de vacaciones tras la aventura de Elche